Aprendiendo a acompañar en el duelo y la pérdida

El Salón San Leandro de la Casa de la Iglesia acogió el pasado martes las III Jornadas de Acompañamiento en el Duelo y la Pérdida, organizadas por el Centro de Escucha San Camilo en Huelva. El acto se inició con la bienvenida de Ángela María Ortega, presidenta de la Asociación Acompañamiento al Duelo y las Pérdidas (ADUPE), quien ha expresado que “ha habido un movimiento puente y, desde ahora, estamos integrados en la diócesis como servicio pastoral. Queremos ofrecer los servicios a todas las personas que forman parte de ella y, por supuesto, abrir las puertas para que el que quiera echar una mano pueda hacerlo, sobre todo, porque cuando se acompaña a la gente en el duelo con este método que trabajamos, se va recuperando de una forma muy positiva, pero eso también repercute en los acompañantes”.

María Ferrer, directora del Secretariado Diocesano de Pastoral de la Salud, también dio la bienvenida y explicó por qué el centro de escucha se integra en esta pastoral. Asimismo, el padre Emilio Rodríguez, vicario episcopal de la Diócesis de Huelva, también acudió a la inauguración de estas jornadas.

La primera de las ponencias abordó “La dimensión espiritual del duelo”, a cargo de José Carlos Bermejo, director del Centro de Humanización de Madrid, doctor en Teología Pastoral Sanitaria, Máster en Bioética y Máster en Intervención del Duelo. El experto señaló que “la espiritualidad es lo más genuinamente humano y es lo que nos distingue del resto de los seres vivos. Cuando perdemos a un ser querido no podemos evitar sentir el eco del dolor, del sufrimiento por la pérdida en la dimensión espiritual y, también, es en esta dimensión donde encontramos particulares recursos para el abordaje de la situación que se produce con ocasión de la pérdida. No viviríamos si no estuviéramos habitados por el dinamismo de la esperanza, que nos acompaña desde el inicio de la humanidad”.

Más tarde, se inició una mesa debate sobre “Las distintas caras del duelo”, en la que intervinieron Carlos Eduardo Hernández y Olivia Ibáñez, para hablar de duelo migratorio; Ángela María Ortega, para hacer su aportación sobre el duelo al final de la vida; y Mónica Rossi y Eugenio García, para hablar de duelo y familia.

Ya por la tarde se procedió a la firma del convenio de colaboración con el Centro de Humanización de la Salud de Madrid y a la charla sobre “El Centro de Escucha: misión y visión”, por Juan Martínez, vicepresidente de ADUPE. Fue nuestro obispo, José Vilaplana, el encargado de cerrar la jornada.

Esta entrada fue publicada en Noticias y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Comments are closed.