Una reflexión sobre las realidades de exclusión en el Centro de Teología

Durante aproximadamente una hora y de una forma muy amena y participativa, el responsable de Exclusión de Cáritas Diocesana de Huelva, Juan Manuel Breva, desgranó el pasado miércoles aquellas realidades de marginación y de vulneración que sufre nuestra provincia, realidades que no son lejanas, sino que suceden más cerca de lo que se piensa.

Para ello, lanzó profundas reflexiones. Comenzando la charla desmembró los miedos que impiden y bloquean para salir hacia ese encuentro con el otro e ir a descubrir aquella realidad que no se conoce. Realidades como aquellas que viven las personas sin hogar, las personas enfermas, la prostitución, o la realidad que viven las personas que residen en los asentamientos de toda la provincia.

Además, Juanma Breva, dentro de una dinámica participativa con el público, desarrolló un juego, en el cual cada persona iba diciendo una palabra clave. Esta palabra clave definía las motivaciones y energías que tenemos que tener a la hora de salir a ese encuentro con el otro. En consecuencia, el responsable de exclusión iba poniendo cada argumento en el «árbol de salir al encuentro» que, una vez finalizada la dinámica, sirvió para ver de un modo esquemático la comparación entre los miedos que anteriormente frenaban a conocer esa realidad de vulnerabilidad y las acciones que tienen que motivar para hacerlo. Así pues, todos y cada uno de los presentes vieron la comparación tan fantástica de lo que les sobra y lo que les falta para alcanzar esa cultura del encuentro, que al fin de cuentas es una propuesta de salida hacia el otro. Por otro lado, repasó los principios fundamentales de nuestro Modelo de Acción Social: la persona como centro, la Iglesia como sacramento y recordó, que como Iglesia estamos inmersos en la realidad.

A continuación, se proyectó un vídeo titulado ‘Salir al encuentro’ realizado junto con la responsable de Comunicación de Cáritas, Peña Monje. Un vídeo donde se materializaban y ejemplificaban con personas de carne y hueso aquellas realidades marginadas y excluidas como pueden ser la prostitución, los asentamientos o las personas sin hogar.

Para finalizar y poner el punto final a la ponencia, tomó el micrófono Alejandro Juberías, una de las 22.491 personas acompañadas por Cáritas. Después de recorrer media España en su coche, que también era su vivienda, conoció Puertas Abiertas. Desayunaba gracias a los recursos de este centro y al comedor social de la ciudad. De ahí pasó a la casa de acogida de Santa María. En un ambiente acogedor, Manuel se abrió y contó cómo pasó de tener una vida normalizada a que la gente no lo aceptara por la calle.

Con ello, todos los presentes tuvieron una dosis de realidad sobre las diferentes situaciones de vulnerabilidad que sufren muchas de las personas que tenemos en nuestro entorno.

El próximo miércoles, 21 de marzo, a las 20.00 horas, también en la sala San Leandro de la Casa de la Iglesia, continuará este ciclo de «Evangelización y Cultura del Encuentro» a cargo de Jose Antonio Omist, Vicario para el Testimonio de la Fe.

Esta entrada fue publicada en Noticias y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Comments are closed.